Homenaje a Ernesto de la Plata Villamuela

Francisca García Vergara.

Era una tarde teñida con otro color diferente, cargada de emoción y posiblemente, nostalgia…era una tarde que aguardaba un acto pensado y mimado hasta el más mínimo detalle porque la ocasión lo merecía, la persona lo merecía y los que hemos sido y somos sus compañeros/as y admiradores/as así lo deseábamos. Ernesto de la Plata recibía su homenaje por toda una vida profesional dedicada a una de sus grandes pasiones: la orientación educativa.

El salón de actos del IES La Rosaleda esperaba impaciente la llegada del homenajeado, en los círculos que se formaron entre los asistentes se comentaban anécdotas vividas con Ernesto: unos como tribunal de oposición, otros como compañeros/as de estudios, algunos mostraban papeles ya amarillos por lo años en los que se vislumbraban el nombre y apellidos del que es uno de los orientadores más queridos y respetados…todos tenían algo que decir, alguna anécdota que contar, algún aprendizaje arrancado de una conversación con él…

Era una labor difícil sintetizar todo el trabajo realizado por Ernesto de la Plata a lo largo de sus años como profesional de la educación, al tiempo que era importante impregnarlo de las sensaciones y emociones que emergen de una persona que ha hecho tanto por nuestra profesión, haciendo más fácil y posible nuestro trabajo como orientadores/as. Sin lugar a dudas, fueron las palabras emocionadas de Ana Cobos, presidenta de AOSMA, quienes supieron transmitir un camino lleno de dificultades, de alegrías y de retos alcanzados; que acompañadas por un álbum fotográfico de lo más variopinto (donde Antonio Cerván descargó todo su arte y cariño), pusieron de manifiesto lo que todos ya sabíamos: reiterar nuestro agradecimiento a un compañero del que aprendemos cada día a ser mejores profesionales, pero sobre todo a ser mejores personas.

A continuación, y como no podía ser de otra manera, todos los allí congregados nos pusimos en pie mientras Araceli Suárez, secretaria de AOSMA, leyó una de las actas que más había disfrutado al escribirlas, pues en ella se nombra a Don Ernesto de la Plata Villamuelas presidente honorífico de AOSMA. Tras un largo y sonoro aplauso se hizo un silencio expectante de las palabras de Ernesto, que entre emocionado y feliz, más feliz que emocionado y viceversa; supo mencionar a cada uno de los presentes allí en la sala como parte de su vida pasada, presente y futura. Así es Ernesto: nosotros queriendo mostrar nuestro agradecimiento y homenaje hacia su persona, mientras él nos daba las gracias porque seguía aprendiendo de nosotros.

Para ti, Ernesto, no podía haber una biznaga cualquiera…debía ser especial…debía estar hecha del valor de la plata que tienen tus consejos, del brillo de los ojos que ayudan con humildad a las personas, del cariño que te ganas con tu sencillez, de la ilusión que contagias con tus proyectos y de la paz que transmites con tus palabras. Manolo Blanco, quien fue tu alumno, es tu compañero y siempre será tu amigo te hizo entrega de un ramo de jazmines que llevan tu nombre y apellidos…en nombre de todos los que te respetamos, admiramos y queremos.

Más relajada (que no por ello menos vibrante) fue la cena, siempre gloriosa en el IES La Rosaleda, poniendo en ella la nota de humor y originalidad nuestro compañero Fernando Navarro y su genial cantar de gesta, pues no existe mejor forma de relatar las hazañas heroicas de Don Ernesto de la Plata que en nuestra lengua romance y entre brindis.

No me resulta sencillo exponer en palabras los hechos que rodearon aquella tarde de otoño, quizás por la misma emoción que me embarga al describirlos. Sólo espero con ello haber contribuido un poquito más a dar un merecido homenaje a una de las mejores personas (que es más difícil que ser buen profesional, en los tiempos que corren) que todos los que formamos AOSMA hemos tenido el enorme placer de conocer.

                                                                                                            Francisca Belén García Vergara. Orientadora. I.E.S. Diego Gaitán. Almogía

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en Revista 14 - Abril de 2012 y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.